Girard-Perregaux x Aston Martin Partnership Announcement1 2.jpg

ASTON Y GIRARD-PERREGAUX
UNA ALIANZA IMPARABLE

Entre 1959 y 1960, Aston Martin compitió en la Fórmula 1.  Pasarían décadas hasta su regreso en 2018, pero como patrocinador de Red Bull Racing.  Ahora, en 2021, el titán automotriz ha regresado al máximo circuito, y no lo ha hecho solo.

Aston Martin evoca lujo, clase y velocidad. Girard-Perregaux evoca lujo, clase y precisión suiza en la fabricación de relojes.  Juntos, han creado una alianza imparable. Girard-Perregaux es el socio oficial de relojes del fabricante automotriz británico de lujo, en su incursión en la Fórmula 1 en este 2021.  Ambos titanes han estado colaborando en piezas de edición limitada, evocando la intensa carrera contra el reloj en las justas del automovilismo.


 

El branding de Girard-Perregaux apareció durante los eventos de Fórmula 1 de este año en el Circuito Internacional de Bahrian, en el desierto de Sakhir, en los autos del equipo Aston Martin Cognizant; mientras que el primer reloj producto de esta colaboración será revelado posteriormente, este mismo año. "La verdadera belleza de las asociaciones como esta es que, aunque compartimos valores clave muy similares, ambas marcas pueden aprender mucho, una de otra", comentó Tobias Moers, jefe ejecutivo de Aston Martin Lagonda. 

"Girard-Perregaux es un innovador prolífico en el uso de materiales y nueva tecnología. Tanto ellos como nosotros creamos productos de lujo bastante deseables, que están hermosamente diseñados, entregan un poderoso desempeño y exhiben una ejecución impecable", reiteró.  Por su parte, Patrick Pruniaux, jefe ejecutivo de Girard-Perregaux, añadió, "2021 es un año importante para ambas compañías. Nosotros estamos celebrando 230 años de fabricar relojes, mientras que Aston Martin celebra su regreso como escuderíala Fórmula 1 por primera vez en más de 60 años". "Tenemos mucho que celebrar, así que el unir nuestros mundos para crear algo especial es la manera perfecta de reconocer y apreciar estos hitos", sostuvo.  Más allá de las victorias en los podios, aquí salimos ganando nosotros. El regreso de Aston Martin al máximo circuito es motivo de celebración, y apreciar la belleza de las piezas de Girard-Perregaux hará las delicias de los amantes de la relojería fina.